viernes, 18 de abril de 2014

Derecho a decidir o democracia


La democracia es un gran sistema. Nunca antes se habían conseguido niveles como los actuales de libertad, seguridad o bienestar. Pero no es un sistema utópico que todo lo resuelva o a todo de derecho. Ni un sistema irrompible, que soporte cualquier acción.

Los tres pilares que la mantienen son: (De oca a oca... del conflicto al blog).
- La Ley
- El Equilibrio de Poderes
- El respeto a los Derechos Individuales 

Si se rompe cualquiera de estos tres, el edificio democrático se derrumba. Aunque estén siempre viéndose erosionados, claro, así es la vida real, eso no significa que no haya que cuidarlos. No se puede renunciar a ellos, aceptar que dejen de ser predominantes. 


Estos principios, por lo tanto, también marcan sus límites. Algo que a veces resulta difícil de aceptar a los idealistas.

El sometimiento a la ley ralentiza los cambios y permite constantes perversiones del espíritu de lo pactado (hecha la ley, hecha la trampa). El equilibro de poderes dificulta las acciones enérgicas e inmediatas. Los derechos individuales impiden a los colectivos mayoritarios hacer su completa voluntad, vestir a la sociedad a su gusto.

Por eso no es raro que los idealistas se vean a veces tentados tanto por sistemas dictatoriales (en Cuba la Igualdad se puede imponer por decreto ¿no es tentador?) como por democracias utópicas (por ejemplo una democracia directa en la que todo se pudiese decidir por mayoría y aplicarse de inmediato y sin limitaciones)


Es en esta variante de democracias utópicas donde engarzaría un supuesto Derecho a Decidir, el Derecho de Autodeterminación o como se le vaya llamando cada vez.

El derecho a decidir a la carta para empezar es engañoso, ya que presupone gran parte de lo que se pretende consultar. Da por hecha la soberanía de un grupo social concreto al otorgarle la capacidad de decisión. ¿Por qué el derecho a decidir lo habría de detentar Cataluña y no Barcelona, los Países Catalanes o lo que abarcase la antigua Corona de Aragón? 

Pero eso no es para mí lo más importante. Lo esencial de la “democracia española” es el nombre, democracia. No el apellido, española. Por mucho que nos puedan molar a todos los apellidos. El derecho a decidir sería entonces un supuesto derecho a renunciar a lo esencial, a cumplir las reglas democráticas, para cambiar lo que no lo es, el apellido. 

¿Se ha de aceptar que los partidos que lo quieran puedan convocar una consulta de disolución en el momento y en la zona que más les convenga, donde más probabilidades vean de ganar? ¿Allí donde gobiernan, por ejemplo, para así tener más capacidad de influencia sobre la población y el resultado de la consulta? Y ¿sobre qué población? ¿los nacidos en la zona? ¿los residentes en ese momento?
No parece tener mucho sentido, ya que haría enormemente frágiles las democracias. Dando aun más poder a los ya poderosos y manipuladores partidos políticos. De ahí que el derecho de autodeterminación solo tenga sentido práctico como tal en el caso de las colonias (y con cuidado).

Es decir, el derecho a decidir es consustancial a la democracia, claro. Pero como concepto que impregna la reglamentación vigente, no como derecho a llevar a la práctica cualquier decisión que se pueda ocurrir a un grupo, por mayoritario y dominante que sea. 


¿No hay camino entonces para quienes quieren crear o cambiar países? ¿Por qué aquí no y en Quebec o Escocia sí?

Es sencillo en realidad. Quienes quieran conseguirlo tienen que convencer para cambiar las reglas y que éstas se lo permitan. No amenazar con incumplirlas ni manipularlo tratándolo como un agravio de derechos inalienables conculcados. En Quebec o Escocia se consulta porque se ha acordado por todos hacerlo. En Cataluña, Bretaña, Flandes, Gales o Padania no, porque no se ha acordado.

Yo en principio no soy partidario de las estrategias políticas que se basan en buscar y resaltar agravios y en separar a la gente. Ni de aumentar el poder de los ya excesivamente poderosos partidos políticos. Pero en todo caso hay algunos elementos esenciales para quien quiera convencerme sobre posibilitar la consulta:

  - Mostrar respeto a las minorías. Ésto es básico. Posibilitar la educación en español en Cataluña tanto como España facilita educación en catalán, por poner un ejemplo vistoso. Apoyar y distinguir claramente a las víctimas y amenazados por ETA frente a las reivindicaciones, presiones y distorsiones del entorno ideológico abertzale sería un ejemplo dramático. 

 - Respeto a la ley. Por ejemplo a la ley de banderas, no hay que olvidar que son elementos básicos de propaganda política. Yo no quiero un partido con trampas, en el que uno de los equipos se salta las reglas. (Nuestros nacionalismos ¿algo más que publicidad?)

 - Equilibrio entre poderes. Pactos como el de Tinell, en el que se buscan mayorías que creen tener derecho a predominar y excluir al resto no son aceptables. Editoriales comunes de todos los periódicos catalanes… asustan. Identificar "vasco" con "nacionalista" es perverso. El equilibrio práctico no es solo la separación de poderes, tan exigua a día de hoy. Es también un equilibrio político práctico, intentar que todas las sensibilidades importantes tengan aceptación y peso, voz. Igual que en el Parlamento Español, donde los nacionalismos se ven sobrerepresentados, beneficiándose de una regla que busca garantizar que los grupos minoritarios pero con importancia local tengan una presencia visible (quizá incluso en exceso). Un respeto atento también sería deseable hacia los no nacionalistas en Cataluña o País Vasco.

 - Escrupulosa atención a que los partidos no aprovechen el poder que da gobernar para un interesado adoctrinamiento político. Educación, medios de comunicación, empresas públicas, contratación de personal, proveedores... Una y mil veces, los partidos tienen demasiado poder, demasiado poco contrapeso y control.


¿El problema es que cumpliendo todas estas condiciones no hay manera de conseguirlo? 
Pues entonces será que la gente realmente no lo quiere. Significaría que sin manipulación política desequilibrada e irrespetuosa no funciona. Que es solo una emociología.


/***/


P.S.: Dicen que quien puede romper algo tiene un poder sobre ese algo. Dar a los partidos la posibilidad de romper el sistema español es aumentar su poder. Yo, en principio, soy partidario de lo contrario. De limitar el poder de los partidos políticos que me parece ya excesivo y poco compensado. No solo es escasa la separación entre Legislativo, Ejecutivo y Judicial. Es que además controlan bancos (Cajas), Medios de Comunicación públicos, Empresas...

P.S.2: (26-09-2014) Después de ver la consulta en Escocia, el peligro que ha supuesto para la estabilidad en Europa, el malestar y enfrentamiento que parece haber quedado en la gente y la sospecha de que puede acabar siendo un "neverendum", creo que me reafirmo en una posición de partida en contra. 
El supuesto derecho de un colectivo a la secesión no me parece en absoluto un derecho (como puede serlo el derecho a vivir en un país que respete la ley o las libertades individuales) y como elemento a manejar por los partidos me parece peligroso. Creo que al final va a ser mejor la posición mantenida en España (respeto a la ley y consideración por parte del PP de que no tiene por que trabajar por facilitar una consulta dañina) que la inglesa (de aceptar entrar innecesariamente el juego de los partidos nacionalistas)

P.S.3: (29-09-2014) Sobre el recurso del Gobierno de España a la consulta convocada por el Gobierno de Cataluña. 
La democracia precisa que las leyes se respeten. En especial por los más poderosos. Y el Gobierno Catalán tiene mucho poder y muchas minorías a las que debe el respeto de respetar la ley. 


P.S.4 (22 Mayo 2015) Sobre el incumplimiento de la ley de banderas. Últimamente la junta electoral ha prohibido que ondeen esteladas en los ayuntamientos pero estos no las están retirando.
Imaginemos que en aquellos ayuntamientos en los que PSOE o PP tienen mayoría absoluta ondease la bandera del PP o del PSOE. Y  alegasen, para no retirarla, que la ciudadanía siente esos colores, que solo hay que ver como les votan mayoritariamente.
Pues esto de la estelada es exactamente lo mismo. Solo que con una bandera que agrupa a varios partidos, a los nacionalistas partidarios de la secesión. No es más que eso. Ponen la bandera que representa su objetivo común. Una bandera que significa "nacionalismo".
 

P.S.5: Por qué la votación del 9-N no fue un acto democrático. "9-N, a patadas con la democracia"
  

P.S.6: (9 Enero 2017) Incluyo una mención a la 'emociología", una palabra que he inventado hace poco y viene muy al caso.

 

martes, 8 de abril de 2014

Rajoy. Silencio, se trabaja.

 Dicen que cuando Aznar eligió sucesor, en Mayor tenía las esencias ideológicas de la derecha, en Rato la persona de partido, con la mayor red de apoyos, y en Rajoy un funcionario eficaz, sin enemigos ni apoyos.

A día de hoy Rajoy ha:

 - Rebajado el nivel de agresividad general del ambiente político. Salvo en Cataluña, pero ahí es por CiU, no por el PP. Yo diría que se ha rebajado incluso en algunos grupos belicosos de ambos extremos del espectro político. Ya no nos pasamos el día calificando de criminales a los del partido contrario.

 - ETA está camino de la disolución gracias a la colaboración PP+PSOE. Con la ley y sin concesiones ni partidismos. La victoria de la ciudadanía sobre los criminales, no del PP sobre el PSOE o PNV o viceversa.

 - La economía está encarrilada, sin resultados aun pero con indicadores claros de salud. Si tengo que apostar, creo que pronto crecerá más que la media europea. (nota escrita a posteriori: 6-Dic-2014, a día de hoy esto ya está ocurriendo)

 - El tradicional partidismo de los bloques mediáticos anda descafeinado. Ni el PP se deja dominar por El Mundo-Intereconomía-LibertadDigital ni El País le machaca con cualquier tema por destructivo que resulte. Hasta ha tenido el valor de cerrar (+ o -) dos teles púbicas autonómicas, esas cuya función básica es hacerle la campaña al partido gobernante local.

 - La partida frente a la órdago rupturista de CiU aun se está jugando. Pero de momento se ven las maneras de responder. Rajoy ni entra al trapo de la escalada verbal y gestual, ni hace concesiones a la amenaza. Espero que acabé bien para todos, sin cambios que en la práctica hagan a más disfuncional ni a España ni a Cataluña. Y sin alimentar la dinámica de rencores. (nota escrita a posteriori: 6-Dic-2014, parece que sigue bien, el 9N ha consistido en la práctica en un acto nacionalista y han participado solo los nacionalistas. Nada se ha roto)
(nota 24-Sept-2015: En la estrategia de Rajoy está siendo clave que la propia sociedad aprenda a defenderse del nacionalismo. Que despierten quienes deben defenderse a si mismos. Que empresas, gente de la cultura, famosos, prensa y medios en general... sean conscientes que si todos juegan a ponerse de perfil, entonces los destructores ganan. Es una estrategia que tiene su riesgo, pero imagino que es la mejor si sale bien. Las cosas claras y que la propia sociedad madure y deje de dar cancha a quienes quieren destruirla.)

 - Lo mejor que se puede hacer contra la corrupción es abrir ventanas y que caigan todos los que tengan que caer. Limpia lo actual y desanima a futuros. En los últimos tiempos están cayendo como moscas y de todos los partidos. Desanima ver que está tan extendido, pero es bueno que se vea porque van camino del juez, no hay indicios de intentos de bloqueo de las investigaciones (es bueno que con Bárcenas o Rato no pase lo de Chaves y Griñan por ejemplo. Y se establecen más controles, que es lo único realista que se puede hacer frente a la corrupción.

 - ... (ya saldrán más ;-) )


Sé que a la gente, en general, le suena mal que se hable bien de un político. Pero a mi me parece que este empleado que hemos contratado para dirigir España la lleva bastante bien. Aseadita y sin tensiones.

Suelen decir que los pueblos tienen los gobernantes que se merecen. Yo espero que éste nos lo merezcamos. Y pueda repetir, dejando un país más estructurado y funcional cuando se vaya. Con unos partidos que compitan entre sí pero con sentido de Estado. Sin utilizar partidistamente los grandes temas (terrorismo, colaboración entre grupos, economía, política exterior...)

Tan solo le pediría una cosa a día de hoy. Como a cualquier buen gobernante. Que nos de una garantía de que luego se va. Que no sea necesario ir a degüello contra todo lo que ha hecho para conseguir echarle. La limitación por ley a un máximo de dos mandatos, tanto en España como en las CCAA, ya puestos. La principal medida de regeneración política que necesita España a mi modo de ver. Sin eso no tengo claro que pueda pedirnos cuatro años más de confianza por el bien del país. Y es importante para cerrar la recuperación económica y reducir un pero desorbitado.


  /-------------------------------/

P.S.1: Del amigo Winston S. Churchil, "Consecuencia política". "Un estadista en contacto con la corriente movediza de los acontecimientos, afanoso de mantener su barco a flote y de alcanzar el punto fijo de su viaje, puede inclinar todo su peso o su timón ahora de un lado y después de otro. Cuando en cada caso se contrastasen sus argumentos, podrá echarse de ver que no solamente son muy diferentes en carácter, sino contradictorios en espíritu y opuestos en dirección; y, si embargo, a través de todos ellos su objetivo habrá permanecido sin cambios, mientras sus métodos pueden ser verbalmente irreconciliables. No podemos llamar a esto inconstancia. La única forma en que un hombre puede permanecer constante entre las mudables circunstancias es cambiar con ellas, conservando inalterable su propósito dominante."

P.S.2: Leo hoy que el Gobierno de Rajoy retirará la ley del aborto. (13-Sept-2014). Parece empeñado en dificultarme la crítica ;-). A ver si con un poco de suerte se compromete a no superar los dos mandatos y a proponer la limitación por ley.

P.S.3: Otra cosa que valoro del actual Gobierno. El respeto a la separación de poderes (base de la democracia) y la poca propaganda demagógica (lo que me hace más grata esta democracia de hoy)  España, demagogia y corrupción por etapas

P.S.4: Algo que creo que el PP de Rajoy hizo mal es la campaña electoral con la que ganó el Gobierno. Creo que en el mejor de los casos no midió lo que proponía y ha dado lugar a muchos incumplimientos y defraudado expectativas en la práctica (bajar impuestos, nueva ley del aborto, búsqueda de acuerdo con el PSOE frente ETA...)

P.S.5: Comparto que el PP ha hecho mal en sugerir en su programa y campaña un cambio esencial en la ley del aborto para ahora descolgarse con una pequeña modificación técnica. Lo debía haber pensado antes.
No me extraña que mucha gente se sienta engañada o traicionada en algo que consideran la defensa de un derecho fundamental.
Yo creo que ahora están haciendo lo adecuado. Pero no estaría mal que explicasen a qué se debe el cambio... e includo pedir disculpas por él.
Blog "Pajas y obviedades". "Ley del aborto. Regular o pontificar"
http://pajobvios.blogspot.fr/2014/02/ley-del-aborto-regular-o-pontificar.html


P.S.6: Evolución del paro Datos de El Economista


P.S.7: Evolución Deuda y Déficit (hago notar que a un Gobierno se le puede valorar por la evolución del Deficit anual, que es lo que controla, no tanto por la Deuda total, mucho más dependiente de la situación heredada y en la que se distinguen peor por lo tanto los cambios de tendencia)
Evolución del déficit Déficit España


Y de la Deuda España


Y el  Gasto público España


Por aclarar. La Deuda no tenga importancia. Claro que la tiene. Pero hay que verla como lo que es, la acumulación de Déficits.
Y si un gobierno hereda un Déficit muy alto la Deuda aumentará cada año hasta que consiga rebajar sustancialmente el Déficit.
Y como bajar el Déficit a un Estado no le resulta fácil (produce recortes sociales, contracción económica, paro...), se tarda años. Solo hay que ver los planes que marca Europa a todos los países, es cosa de años.
 ¿Conclusión? Que un gobierno que lo haga bien conseguirá en la legislatura rebajar el Déficit sustancialmente. Y sin embargo la Deuda habrá crecido mucho si el Déficit inicial que recibe es alto.
P.S.8 (9 Junio 2015) Sobre el causante de la crisis.
Es un lugar común en la izquierda que la "culpa" de la crisis es del PP por haber fomentado la burbuja inmobiliaria. Creo que esto es un argumento incorrecto.
Para empezar la verdadera crisis, la fuerte, es de Déficit y Deuda. De Estados gastando más de lo que ingresan, incapaces de poner freno a su gasto.
Pero además la burbuja inmobiliaria no es mala por naturaleza. El sistema de libre mercado funciona con constantes procesos especulativos. El problema fue que los Estados no pusieron los frenos y controles y no lanzaron las advertencias que debían. Y esto, el momento de frenar y advertir, ocurrió durante el gobierno de Zapatero. A Aznar se le puede achacar la falta de controles (esto también a Zapatero, claro) pero no el resto.
Y no olvidemos. La crisis se manifiesta con rotundidad en 2008 y Zapatero gobernó desde 2004.

P.S.9: (2 Dic 2015) Han salido los últimos datos de empleo.
En total en la legislatura a disminuido el paro en algo menos de 300K y también ha disminuido el empleo en 25K. Pero es una conclusión parcial. En realidad Rajoy recibe un estado y una tendencia. Tanto es así como que el mínimo de empleo (o máximo paro) tiene lugar al principio de 2013. Es decir, hasta ahí es corrección del rumbo y crecimiento de más de un millón de empleos desde ahí.

"Datos de empleo... ¿cero grados, ni frío ni calor?"